Lucas al Hueso 1er largo

Escalada en Roca Articulos

Intento a la lucas del Hueso 

Hace un par de fines de semana fue mi cumpleaños y mi compañero de cordada Jose, decidió hacerme un buen regalo. Y que mejor regalo que una buena escalada en la Pedriza junto a él.
Quedamos en Cantocochino prontito, yo había hecho los deberes en casa y llevada media docena de posibilidades marcadas en la guía. Como casi siempre, Jose me dio libertad de elección (a pesar de todo se fía de mi criterio). Al final, como a la semana siguiente eran las jornadas de Artifo de Vilanova, me decidí por la Lucas al Hueso (6b/A2), de la que había oído hablar en blog Los Lunnis.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket
1er Intento de la Jose Angel Lucas al Hueso

Jose no miró mucho el croquis y hacia el Hueso que nos encaminamos. En seguida llegamos a la base de la vía, no sin antes errar el camino y pasarnos el desvío bueno, pero las ganas nos podían y recuperamos lo perdido.
Ahí teníamos el Hueso, impresionante formación. Como decía Carlos Soria en las pasadas Jornadas de Montaña Segovianas: “Si la Pedriza estuviese en otro país viajaríamos para verla, pero como la tenemos tan cerca nos acostumbramos…”

Según la guía, el primer largo es 6c/A2, en libre la guía avisa de la dificultad en el emplazamiento de las protecciones, por lo que el largo es expuesto.
Cuando observamos la travesía, vemos que al principio se puede proteger más o menos bien, luego se estrecha pero hay un friend encajado y después un par de pasos de mala protección hasta un canto. Como andamos en torno al grado, Jose me anima a intentarlo en libre…Me olvido un poco de lo que dice la guía y allá que me meto.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket
Primeros pasos

La entrada a la fisura es sencilla, hay cositas para los pies y la fisura, aunque húmeda es lo suficientemente ancha. Logro encadenar varios pasos, protegiéndome con 3 aliens y un C3.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket
1er Largo Lucas

En el cuarto me caigo, la placa es muy fina y la fisura aún más y no logro mantenerme. Vuelvo a incorporarme y consigo llegar en libre hasta el Metolius encajado en la pared. Tengo muchísimo calor y me parece increíble que estemos en noviembre!
Allí se acaba mi aventura libertaria. La placa y la fisura se vuelven muy exigentes a partir de este punto. A simple vista no localizo un emplazamiento para ningún seguro hasta prácticamente el canto bueno de salida, lo que me obligaría a darme un paso de casi 2m en travesía. Lo intento un par de veces pero sendos cerillazos pendulares me convencen de que hay que pasar al artificial.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket
Se acabó el libre

Recupero uno de los friends anteriores (el C3 verde) y utilizando la cuerda como contrapeso me estiro al máximo y tras varios intentos consigo meter malamente el friend que había recuperado. Lo chapo con la Daisy y Jose me va bajando hacia la vertical de friend para probarlo suavemente, aguanta!Desde allí alcanzo el canto de salida y como no me fío del friend coloco un fisurero pequeño en el vértice. El terreno parece asequible a partir de allí así que vuelvo al libre.
Un paso largo para alcanzar la siguiente laja. Chapo los empotradores encajados en ella. De ahí otro pasito sobre presas buenas (regletas) aunque algo expuesto me lleva a la reunión.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket
Desde la 1ª Reunión

Le toca recuperar el largo a Jose, enseguida se mete en faena encadenando los pasos en libre.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket
Jose en el 1er Largo

Pronto llega al Metolius y como a mi, se le acaban las ansias liberadoras y empieza el marrón, porque limpiar una travesía en artificial no es nada agradable y requiere práctica.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket
Respiro en el canto bueno

Para cuando Jose llegó a la reunión, sudado y blasfemando para sus adentros, estaba claro que no había disfrutado mucho con el largo y que la Lucas quedaría en un intento ese día.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket
Ultimos pasos hacia la reunión

Para llegar a ese punto hubo de pasar por péndulos de seguro a seguro, un fisurero rebelde que se quedo encajado y un sacafisureros empeñado en seguir la ley de la gravedad. La cordada sube junta y se baja junta así que rappel cómodo y al suelo, ahí queda la tarea pendiente para otro día.
Jose andaba algo dolido, le hubiese encantado seguir pero no era el día y cuando uno no se siente pues no se siente. A mi aún me quedaban ganas de escalar, así que terminamos la jornada haciendo la Sur al pájaro y comprobando lo que ya habíamos oído: los guardianes de la verdad y amigos del desequipamiento habían actuado sobre las reuniones de esta vía. Antes la Sur Clásica del Pajaro era Dsup, V con reuniones equipadas con parabolt y chapa con argolla. Ahora es Dsup, V con reuniones equipadas con espárragos de parabolt. ¡Excelente trabajo los desequipadores! ¡Qué currado! (IRONIA)


Guille

  {mosgoogle}

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: Sierra de Guadarrama.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.